Posts for Tag : aumentar la productividad de un negocio

7 Claves Para Aumentar la Productividad de Un Negocio -2  0

como aumentar la productividad de un negocio 2

Estimado/a emprendedor/a,

En el artículo anterior de esta serie de 7 claves para aumentar la productividad de un negocio, te decía que era necesario procesar mapas mentales acertados. Si aún no lo has leído, te recomiendo hacerlo ahora mismo. Clic Aquí.

En esta ocasión, te revelaré la segunda clave para aumentar la productividad de un negocio o empresa.

Pero antes, me gustaría recordarte que para completar el ciclo de un negocio exitoso es necesario basarse en los principios. Una vez que los conoces, construir un negocio exitoso es tarea fácil.

Uno de estos principios es… “Un negocio que tiene éxito por encima del promedio es uno que satisface una necesidad, que resuelve una problemática de las personas”.

Es decir, un negocio se crea y desarrolla en base a una necesidad existente en un grupo de personas. Esto es fundamental. De hecho, esa es –o debe ser– el motivo por el cual existe un negocio.

Un negocio o empresa que tiene un producto que satisface una necesidad tiene probabilidad de desarrollarse y crecer.

Ahora bien, este producto o servicio necesita cumplir con ciertas características para convertirse en un producto de valor requerido, lo cual constituye la segunda clave para aumentar la productividad de un negocio o empresa.

Seguramente te has de estar preguntando, qué características hacen que un producto o servicio sea considerado como de valor requerido, ¿No es así? ¡Tranquilo/a! te lo voy a revelar.

Un producto de valor requerido es aquel que:

–          Ofrece valor a mucha gente, aporta calidad de vida a la persona que lo adquiere.

–          Las personas quieren y desean adquirir

–          Tiene un precio que están dispuestas a pagar

–          Supera las expectativas de los clientes

–          Genera utilidades que permiten a la empresa crecer y generar empleos.

Ahora, la pregunta que a mí me gustaría hacerte es, ¿ofreces un producto de valor requerido?

Permíteme decirte que todo hombre o mujer de negocios que quiere construir un negocio exitoso tiene como tarea ver lo que la gente necesita. ¿Sabes qué necesitan tus clientes?

Créeme que construir un negocio exitoso tiene como base la psicología de compra; es decir, qué quieren las personas adquirir y para qué. El para qué te dirá realmente lo que necesitan.

Por ejemplo, una persona que compra un auto último modelo. Podríamos pensar que lo busca porque necesita transporte. Sin embargo, ¿Es eso lo que realmente necesita?

Según la psicología de compra lo que esa persona realmente necesita es distinción, y busca satisfacerla a través de un medio de transporte, que en nuestro ejemplo es explícitamente a través de un auto último modelo. ¿Me dejo entender?

Tener esto en cuenta es fundamental para aumentar la productividad de un negocio o empresa, ya que crear productos de valor requerido te permitirá satisfacer las necesidades de tu mercado o público objetivo.

La clave para crear un producto de valor requerido está en preguntarle al cliente lo que desea y adicionalmente darle lo que necesita. Eso genera que el precio sea aceptable y que lo quieran adquirir.

Como mencioné, una de las características de un producto de valor es tener un precio que las personas estén dispuestas a pagar, lo cual es necesario para aumentar la productividad de un negocio o empresa.

Ahora bien, se necesita tener en cuenta si el producto de valor requerido genera ingresos suficientes para crecer así como también si supera las expectativas.

 ¿Crees tú que se puede tener un negocio exitoso sin que los ingresos sean mayores que los gastos?

 Es necesario chequear este aspecto, del cual hablare más en detalle en otro artículo.

Por otro lado, ¿Crees tú que se puede conseguir la fidelidad del cliente sin superar sus expectativas (dando estándares regulares) o cerrar la venta sin que el cliente tenga la certeza de que vas a poder entregarle el producto en tiempo y forma; es decir, sin hacerle ver, sentir y escuchar de que el producto será entregado en tiempo y forma?

Aunque esto suene como un juego de palabras, en realidad es algo bastante serio, porque recuerda que un producto de valor requerido es también aquel que supera las expectativas de los clientes.

Al cliente le preguntas qué desea a través de una investigación de mercado, le das lo que desea y le agregas lo que necesita, va por encima de sus expectativas.

Hay muchos negocios que ofrecen productos o servicios. De hecho, los negocios son una constante en nuestra vida.

Si observamos alrededor, los negocios están allí. Estamos inmersos en los negocios, ellos son parte de nuestra naturaleza. Así como están las plantas, están los negocios. ¿Son todos exitosos? ¿Quieres que el tuyo lo sea?

Tomar en cuenta estas características en la creación de un producto de valor requerido es fundamental para aumentar la productividad de un negocio o empresa. De ello, en realidad, depende de que éste crezca y genere empleo.

Lamentablemente, el 97% de los negocios no toman en cuenta estas características y por ello mueren al poco tiempo. En otras palabras, no entienden el proceso para un negocio exitoso. Esto es lo mismo en una persona:

Se genera un pensamiento, este genera una emoción, la cual crea estrategias mentales o formas de pensar, que la van a llevar a sus conductas y a sus resultados… y estos resultados le confirman o no sus pensamientos

El equivalente de generar un producto o servicio es generar un pensamiento, el cual genera una emoción, la estrategia mental es el equivalente a cómo vas a vender el producto, cuál va a ser el precio, que vas a decir para que se venda, cuál va a ser tu oferta; las conductas es cómo se comporta una persona según sus estrategias mentales…

Por ejemplo, cuando tiene pensamientos de no hay dinero, de escasez, de pobreza, sus emociones son de miedo, de angustia (¿qué va a pasar con mi familia?), sus estrategias son inadecuadas (economizar, ahorrar, ser tacaño, etc.) y la van a llevar a conductas poco generadoras de ingresos, y sus resultados son de carencia. Reafirma sus pensamientos y así sucesivamente…

Cuando las personas obtienen resultados inadecuados, hace más pensamientos inadecuados.

Aquel que tiene pensamientos de abundancia, sus emociones son de agradecimiento, de felicidad; sus estrategias son de mayor riesgo, de generar más riqueza, mas apertura a la vida, sus conductas son de inversión, hace cosas y sus resultados son prosperidad, sus pensamientos son “efectivamente, así es”, hay abundancia, refuerza su pensamiento y eso obtiene…

Es un flujo continuo. Lo mismo sucede en los negocios… Los procesos en el negocio estandarizan, dan rutina. Pero las personas son las que hacen los procesos. Necesitamos vincular el proceso de las personas con el de la empresa.

Se hace el estudio de mercado para crear un producto o servicio, se genera la emoción de lanzarlo al mercado, se crea la estrategia, se invierte en la promoción y distribución, se generan las ventas, se disfrutan las ganancias, el negocio crece, genera empleo, se crean nuevas divisiones, se invierten en nuevos estudios y se crean nuevos productos, y así sucesivamente….

 En conclusión, ofrecer un producto o servicio de valor a un precio aceptable, genera ingresos y permite el crecimiento. Esta es la segunda clave para aumentar la productividad de un negocio o empresa.

¿Resuena esto en tus oídos? Contáctame para darte una consulta de coaching empresarial o de negocios con PNL gratuita.

Fortuna.

Coach Internacional y Master Coach de Negocios con PNL

7 Claves Para Aumentar la Productividad de Un Negocio  0

como aumentar la productividad de un negocioEstimado/a Emprendedor/a,

 

Si estás en busca de información para aumentar la productividad de un negocio o empresa, entonces aquí encontrarás 7 claves que te permitirán lograr tu objetivo.

 

Antes de revelarte la primera clave para aumentar la productividad de un negocio, me gustaría preguntarte…

 ¿Sabías que Steve Jobs…

·         empezó su negocio en la cochera de su casa?

·         les habló a muchas personas de su proyecto y nadie le hacía caso?

·         contaba con muy poco capital financiero y muy pocos conocidos?

·         en realidad, Steven Bosniak fue el creador y  él el vendedor?

 

Así es. Sin embargo, a pesar de todos estos aparentes “obstáculos o limitaciones”, él, al igual que la mayoría de empresarios exitosos, hizo aquello que lo llevó a dirigir una de las empresas más exitosas de estos tiempos.

 

¿Puedes imaginarte qué hubiera sucedido si Steve Jobs se hubiera dejado llevar por sus limitaciones? Lo más probable es que no hubiera alcanzado el éxito que obtuvo. Es más, probablemente ni siquiera hubiera empezado. Sin embargo, él hizo algo diferente…

 

Seguramente en estos momentos estas preguntandote qué es lo que Steve Jobs hizo, ¿no es así?

 

Te lo diré. Pero antes permíteme hacerte otra pregunta, ¿Qué sientes al saber que solo el 2% de emprendedores logran resultados de excelencia, y el 98%, resultados promedio? ¿Te suena conmovedor?

 

Bueno, la verdad es que si quieres tener un negocio exitoso, es necesario que te enfoques en tener resultados de excelencia. Para ello, necesitas procesar Mapas Mentales Acertados, que es lo que Steve Jobs hizo. Y esa es precisamente la primera clave para aumentar la productividad de un negocio.

 

¿Qué son Mapas Mentales Acertados, te preguntarás, verdad?

 

Mapas mentales son un conjunto de procesos mentales a través de los cuales las personas logran resultados en la vida o en su negocio o empresa. En el caso de un emprendedor, si sus mapas mentales son apropiados, sus resultados serán congruentes con sus objetivos. En tanto que, si sus mapas mentales son equivocados, sus resultados serán incongruentes con sus objetivos.

 

Para aumentar la productividad de un negocio es necesario que los mapas mentales de las personas que lo manejan sean apropiados, empezando por el dueño, ya que, como mencioné anteriormente, los mapas mentales acertados facilitan los resultados esperados.

 

En este sentido, aumentar la productividad de un negocio empieza en la mente.

 

Lamentablemente, muchas veces los procesos mentales de las personas involucradas suelen ser incongruentes con los objetivos esperados, debido a varios factores, entre ellos, el desconocimiento, la falta de confianza en sí mismo, el temor, etc.

 

Permíteme ilustrarte algunos mapas mentales equivocados bastante comunes para comprender mejor.

 

  • ·       Pasar por alto los principios fundamentales de negocios. Por ejemplo, no tomar en cuenta que el producto o servicio necesita satisfacer o resolver una necesidad, es un principio fundamental para todo negocio.

 

Para tener un negocio exitoso es necesario considerar los fundamentos o principios del éxito en los negocios. Ellos son como ley y se aplican a todo tipo de negocios. Una vez que se dominan, hacer un negocio exitoso es tarea fácil.

 

Los principios son como la base y ayudan a empezar un negocio que funcione, o, cómo mejorar uno ya existente. Cuando se utilizan los principios, se pueden lograr metas empresariales como personales.

 

Lamentablemente, la mayoría de emprendedores carece de este conocimiento, razón por la cual empiezan un negocio sin base por lo que está destinado a fracasar.

 

  • ·       No hacerse las preguntas inteligentes

Es otro ejemplo de una mapa mental no acertado. Hacerse preguntas inteligentes marca la diferencia entre un negocio exitoso y uno que fracasa. Al preguntarte, ¿Qué puedo hacer diferente a lo que vengo haciendo para aumentar un 10% el número de las ventas? te lleva a hacer alguna variación sobre lo que ya estás haciendo con el propósito de lograr tu objetivo. Generalmente, cuando tenemos alguna inquietud o duda, o cuando algo no nos sale como queremos, buscamos alternativas para hacer un cambio. Estas alternativas, por lo general, están orientadas a que hagamos cosas nuevas y no a que mejoremos las que ya estamos haciendo.

 

De esa manera, los emprendedores van de actividad en actividad sin lograr sus objetivos. Cambiar de actividad toma tiempo, esfuerzo y dinero. Hacer algo diferente sobre lo que ya se está haciendo te lleva a lograr tus metas.

 

Te lo explicaré de la siguiente manera.

 

Supongamos que tu objetivo es encestar la pelota. Empiezas a tirarla hacia la cesta en una determinada posición. Aun no has logrado encestarla y entonces te preguntas. ¿Qué hago para encestarla? Probablemente puedas decir “cambio de cesta”, o “cambio de pelota”, etc. Al hacerte la pregunta inteligente te dirás a ti mismo, “Qué tengo que hacer diferente de lo que ya estoy haciendo para encestar la pelota”, a lo que tu propia sabiduría interna te dará la respuesta. Probablemente solo necesites tirarla un poquito más fuerte o, a lo mejor, un poquito menos fuerte. Espero haberme dejado entender con el ejemplo.

 

En otras palabras, cuando no estamos logrando el resultado esperado, lo mejor que podemos hacer es preguntarnos qué necesitamos hacer diferente en lo que ya estamos haciendo en lugar de qué hay que hacer nuevo para lograr el objetivo o la meta. Muchas veces, un pequeño cambio hace la gran diferencia. Hacerte una pregunta inteligente es hacerle una pregunta a tu propio ser interior, a tu propia sabiduría interna.

 

  • ·         Mantener creencias limitantes es un mapa mental equivocado bastante frecuente, lamentablemente. Por ejemplo, creer “si no cuento con un gran capital o no conozco a personas grandiosas no puedo tener éxito, son solo creencias limitantes.

 

Steve Jobs no se dejó llevar por las aparentes limitaciones que tenía… en su lugar, usó creencias posibilitantes extraídas de su propia sabiduría interna. Tu también lo puedes hacer. En tal sentido, si, por ejemplo, no cuentas con gran capital para iniciar tu negocio, la pregunta inteligente te permitirá darte la respuesta de cómo actuar desde esta situación para que puedas desarrollarlo exitosamente.

 

Créeme que no necesitas contar con gran capital para desarrollar tu idea de negocioLa verdad es que solo en el caso en que tu idea de negocio sea la de un almacén o una fábrica, es verdaderamente necesario contar con un gran capital financiero. En el resto de los casos el capital que realmente necesitas es el capital humano, tal como Bosniak que tuvo a Steve Jobs.

 

Procesar mapas mentales acertados es la primera clave para aumentar la productividad de un negocio, y nos lleva a una segunda clave que te compartiré en mi siguiente publicación. Te recomiendo suscribirte al blog para que la recibas directamente en tu buzón de correo electrónico.

 

Fortuna.

Master Coach de Negocios con PNL