Nanas para dormir a tu bebé

Primero que nada, de seguro no conoces el termino de nana. Esta también es conocida como canción de cuna. Suelen ser de ritmos suaves y bastante relajantes para dormir al bebé. Ayuda a que su sistema nervioso baje de nivel y logren conciliar el sueño. Las canciones de cunas son adaptadas a cada cultura, sus ritmos y melodías.

Las nanas, sin duda, es una gran herramienta para las madres. Es un recurso utilizado desde hace mucho tiempo para lograr calmar a los bebés. Su objetivo principal es que se duerman. También para relajarlos. El sistema nervioso de un bebé es sensible. Esto debido a los constantes cambios y cosas nuevas que ven. Una linda canción de cuna y un buen arrullo harán que el bebé se relaje.

El ritmo tranquilo, armonioso, suave y relajante, ayudan mucho a que los pequeños concilien el sueño cuando están inquietos. Asimismo, los hace sentir mucho más seguros.

Hay expertos que aseguran que las nanas, a través de su ritmo monótono, aportan el efecto de relajación y tranquilizador.

El ritmo de una canción de cuna se puede comparar con lo de los latidos del corazón. Gracias a esto, puede llegar a contribuir a nivelar de alguna manera la frecuencia cardiaca de los bebés. De hecho, se ha demostrado que en el momento que los bebés escuchan una nana, la frecuencia del corazón y el ritmo respiratorio descienden. Lo que ayudan a que se sientan mucho más relajados y puedan dormirse tranquilos.

Solo con el hecho de que los padres sean quienes cantan las nanas, les transmite a los pequeños una gran sensación de seguridad, cariño y cercanía. En pocas palabras, se sienten seguros y en paz. Porque también se sienten protegido y confiados. Lo que se puede traducir en un desarrollo emocional sólido a largo plazo.

A su vez, las nanas se toman en cuenta como una herramienta perfecta para darle más fuerza a los vínculos efectivos familiares. Así como estrechar la comunicación entre el bebé y los padres. Este tipo de canción también sirven como recurso para estimular el desarrollo cognitivo de los pequeños.

Contribuyen a ampliar el vocabulario infantil. Sumado a todo esto fortalece la creatividad e inteligencia del bebé. Diferentes estudios han expuesto que los bebés cuyos padres se dedicaban a cantarles nanas desde muy pequeños aprendían hablar rápido. En comparación a los que no les cantaban.


Beneficios de las nanas

La costumbre de muchas madres en cantarles a sus bebés para tranquilizarlos, entretenerlos o simplemente ayudarlos a dormirse. Esto no es más que un hábito que se ha mantenido con el paso de los años. Y actualmente sigue siendo súper efectivo para crear conexión con los bebés desde el primer día que llegan al mundo.

Lo que algunas madres no saben, es que este hábito de aporta a los bebés diferentes beneficios en su desarrollo cognitivo y emocional. Un estudio que llevaron a cabo expertos de la Universidad de Miami evaluó a través de diferentes métodos cerebrales las reacciones de 70 bebés. Lo cual concluyeron que las nanas aportan a la capacidad de atención.

Los resultados arrojaron que lo que llamaba la atención de los bebés era la voz de sus madres al cantar. Por lo que estuvieron concentrados durante mucho tiempo. Más de cuando les leían o jugaban.

Otra investigación, pero realizada en la Universidad de Montreal, indicó que cantarles canciones de cuna a los bebés tienen un gran efecto  relajante y tranquilizador. Luego de colocarle diferentes audios de personas cantando o hablando a los pequeños, estos permanecían tranquilos. Tratándose de voces desconocidas y hasta en otros idiomas.

Como ya lo dijimos anteriormente, los beneficios de las nanas son numerosos. Otro de ellos es que estimula el desarrollo del lenguaje. Cantarle a los bebés es una de las mejores técnicas para ayudarlos a expandir su vocabulario. Enseñarles conjugaciones verbales y fortalecer su expresión verbal. La secuencia rítmica de las canciones y las repeticiones, son los recursos que ayudan al lenguaje del pequeño.


Cuatro canciones de cuna

¡Estrellita dónde estás!

Estrellita dónde estás
Me pregunto quién serás,
En el cielo o en el mar
Un diamante de verdad.

Estrellita dónde estás
Me pregunto quién serás.

Cuando el sol se ha ido ya
Cuando nada brilla más
Tu nos muestras tu brillar
Brillas, brillas sin parar.

Estrellita dónde estás
Me pregunto quién serás.

Estrellita dónde estás
Me pregunto quién serás,
En el cielo o en el mar
Un diamante de verdad.

Estrellita dónde estás
Me pregunto quién serás.

¡A la nanita, nana!

A la nanita nana, nanita ella, nanita ella
Mi niño tiene sueño, bendito sea, bendito sea
A la nanita nana, nanita ella, nanita ella
Mi niño tiene sueño, bendito sea, bendito sea.

Fuentecita que corre clara y sonora
Ruiseñor que en la selva cantando llora
Calla mientras la cuna se balancea
A la nanita nana, nanita ella.

A la nanita nana, nanita ella, nanita ella
Mi niño tiene sueño, bendito sea, bendito sea

A la nanita nana, nanita ella, nanita ella
Mi niño tiene sueño, bendito sea, bendito sea.

Fuentecita que corre clara y sonora
Ruiseñor que en la selva cantando llora
Calla mientras la cuna se balancea
A la nanita nana, nanita ella.

¡A dormir!

A dormir, a dormir
A dormir, mi bebito.

Que tus sueños sean siempre
De amor, cariño y paz.

A dormir mí bebé
Que los ángeles van
A cantarte y cuidarte
Para que duermas en paz.

A dormir, a dormir
A dormir, mi bebito.
Que tus sueños sean siempre
De amor, cariño y paz.

A dormir mí bebé
Que los ángeles van
A cantarte y cuidarte
Para que duermas en paz.

¡Arrorró mi niño!

Arrorró mi niño
Arrorró mi sol
Arrorró pedazo
De mi corazón.

Este niño mío
Se quiere dormir
Y el pícaro sueño
No quiere venir.

Este niño lindo
Se quiere dormir
Cierra los ojitos
Y los vuelve a abrir.

Arrorró mi niño
Arrorró mi sol
Arrorró pedazo
De mi corazón.

Este niño mío
Se quiere dormir
Y el pícaro sueño
No quiere venir.

Este niño lindo
Se quiere dormir
Cierra los ojitos
Y los vuelve a abrir.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *